Conseguir un audífono

Se seleccionan los audífonos tras una evaluación audiológica completa mediante un audiograma que el audiólogo puede usar para identificar el tipo y el grado de pérdida de audición que tiene el niño o el adulto. 

Consulte con su audiólogo sobre las opciones de amplificación disponibles y la tecnología adecuada. El audiólogo seleccionará un audífono que proporcione sonido amplificado en la gama de frecuencias en las que el usuario no escucha bien pero todavía sea cómodo para aquellas en las que sí escucha. También el audiólogo hará ajustes al nivel de amplificación que proporciona el audífono de acuerdo con el grado de pérdida de audición. 

Costos de audífonos

Los audífonos representan un costo considerable, por lo tanto es importante entender completamente las condiciones de compra. Pregunte al audiólogo si hay varios tipos de audífonos que se pueden probar así como un programa de préstamos de los mismos. 

Es posible que las familias cuyos niños están matriculados en programas de intervención temprana califiquen para fondos. Estos programas estatales reciben fondos federales mediante la Parte C de la Ley federal para la educación de individuos con discapacidades (IDEA, por sus siglas en inglés,la ley federal que ampara la educación especial).

También es posible que programas estatales de intervención temprana permitan que niños matriculados califiquen para fondos sin costo alguno si el plan de seguro de su familia no cubre el costo de los audífonos o si no tiene seguro. Además, algunos estados compran audífonos para niños a través de programas públicos para la educación especial con fondos que reciben mediante la IDEA. 

Algunos estados han ordenado que los planes de seguro médico cubran parcialmente el costo de audífonos bajo ciertas circunstancias. Sin embargo, muchos planes de seguro excluyen la cobertura de audífonos. Consulte con su póliza antes de comprar los audífonos. Si no puede pagar los audífonos, varias organizaciones brindan fuentes de financiación que puede explorar.  Medicaid [http://www.cms.gov/] ofrece audífonos a los niños que califiquen. También puede consultar a su audiólogo por fuentes de financiación en su comunidad. 

Evaluar los audífonos

Es común que los audífonos no suenen muy natural al principio. Es importante tener en cuenta que el cerebro requiere un periodo de tiempo para adaptarse a los nuevos sonidos. 

En la mayoría de los estados, la ley obliga que los audiólogos y proveedores de audífonos ofrezcan un periodo de prueba de 30 días en el cual los usuarios pueden evaluar su progreso con los audífonos.  No obstante, muchas personas han llegado a la conclusión que hace falta un periodo de prueba más largo de 30 días. Pregúntele a su audiólogo o proveedor si puede prolongar el periodo hasta 60 días. Muchos audiólogos y proveedores piden el pago entero o parcial de los audífonos antes de comenzar el periodo de prueba, pero reembolsarán su dinero, menos una cuota de cancelación, si devuelven los audífonos durante el periodo de prueba siempre y cuando estén en buenas condiciones.